jueves, 3 de mayo de 2012

Ézaro

En Ézaro (Dumbría, A Coruña) se encuentra uno de los más impresionantes parajes naturales que podemos disfrutar en Galicia.
La  desembocadura del río Xallas al caer espectacularmente al mar forma una cascada única en la Europa continental.
Para verla en su máximo esplendor visitarla mejor en otoño o en invierno.
Arriba, desde el mirador, además de divisar la cascada podemos ver el cabo de Finisterre , contemplar el pueblo de Ézaro y su playa;  la mole de granito pulido del Monte do Pindo y el Monte Peñafiel. También la presa de Santa Uxía, que retiene las aguas del Xallas.

3 comentarios:

Jose dijo...

Fantástica. Quiero verla.

Anónimo dijo...

Preciosa

Anónimo dijo...

Una pasada