miércoles, 3 de noviembre de 2010

Chupiteles del porvenir


El universo es un lugar vacio y cruel.
Preparado para huir, para observar, para que noche tras noche, los chupiteles aumenten su tamaño.
Alguien grita sin tortura en la oscuridad.
Mezclando elixir con gotas que resbalan por las mejillas, con los parpados cayendo mientras susurra que el mundo está lleno de belleza y fealdad.
Alguien no dejaba de repetirme que mantuviera la cabeza erguida. No existen ni la buena ni la mala suerte, sólo las casualidades. Da igual el camino que elijas.
El porvenir.

1 comentario:

Javier dijo...

Conexión.
Mistura.

Excelente.